La opinión. Ramoneda: “El País vasco es como un hotel de seis estrellas”

Es de noche y conduzco con la radio puesta. Cadena Ser sintonizada y un debate en las ondas. La cúpula de Barceló. Poca pluralidad en la mesa y algo de parcialidad. Fondos de ayuda al desarrollo pueden ser arte, pero no antes que comida. Para el arte, hay partidas culturales. Habla Ramoneda, es el único instante en el que callan los demás. Habla de Txeroki, del País Vasco y de su calidad de vida. “Cada vez que estoy en Bilbao es como si estuviera en un hotel de seis estrellas”, comienza. Añade que “es difícil encontrar otro lugar con más calidad material”. Ramoneda lleva la cuestión a si la pervivencia del terrorismo ha podido aupar a Euskadi a tener la calidad de vida que tienen. Dice que es “una pregunta legítima”. Lo pienso, pues las dos cosas perviven a la misma vez, sin menoscabo. La fuerza nacionalista vasca, al margen de ETA, sí que ha llevado riqueza a Euskadi, y mucha. Sin ir más allá en los presupuestos de este año. Chaqueta y manta. Nacionalismo fuerte, financiación prácticamente asegurada. Mal ejemplo para el resto del Estado, bueno para sus ciudadanos.

Un buen especial de ETA

Con la imagen de Txeroki en la cabeza, con ETA sin cabeza y con todos los periódicos encabezando con Txeroki, entre tanto morro, cabecilla, jefe, líder, cerebro y demás atributos agregados a este ser insano, me he permitido un tiempo prudente de buscar especiales que retraten con honradez y sin caer en lo sórdido y ruidoso un especial informativo de ETA en la red. Después de un buen rato, he caido en el Diario Vasco, el periódico líder en Gipuzkoa. Hacen un buen retrato de la situación histórica y sobre todo ponen sobre la mesa las cifras, en la cabecera, y si no están mal, que no lo están, se puede decir que el terrorismo va a menos, que está cerca de su final y que es cuestión de seguir apretando las teclas idóneas.

La portada del día: Serpiente sin cabeza

Portada del Ideal
Todos los periódicos, nacionales, regionales, locales, gratuitos y online, llebavan hoy de forma destacada la detención, producida en la madrugada del martes, de Txeroki, presunto jefe militar de ETA. La cabeza de la banda. El más sanguinario de los jefes. Estas dos frases son de titulares escogidos al azar y que engrandecen la labor de las fuerzas de seguridad del Estado, en colaboración con la gendarmería francesa. Se cumplió el pronóstico y unas 16 horas después de la detención, las rotativas de España se llenaron de portadas mencionando la misma, imágenes de detención en la que no se ve muy bien nada, foto de la Guardia Civil en plan ‘se busca’, hay para todos los gustos, pero de entre todas me quedo con la del periódico Ideal, de Granada, que relaciona el titular con la foto: “Serpiente sin cabeza”. Eso sí, la foto de la noticia es la gran cabeza de Txeroki, la que cortaron a la serpiente de ETA.