Un vistazo a la escuela

Decía que el porvenir está en mano del maestro de escuela y se preocupaba de las cuestiones de la educación. Quería que la sociedad trabajara sin descanso en pro de la elevación del nivel intelectual y moral, en la puesta en circulación de las ideas, en el crecimiento intelectrual de la juventud, y temía que la pobreza actual de los métodos, la miseria del punto de vista literario limitado a dos o tres siglos llamados clásicos, el dogmatismo titánico de pedantes oficiales, los prejuicios y las rutinas, terminaran por hacer de nuestros colegios bancos de ostras artificiales.

Este párrafo se escribió hace más de 140 años. Poco antes de 1869. Es un extracto de Los Miserables, excelsa obra literaria de Víctor Hugo. Sólo cabe preguntarse ¿Qué hemos estado haciendo todo este tiempo?¿Por qué los mismo temores siguen en pie? ¿Por qué la literatura siempre ha ido por delante de la política y nunca se le ha terminado de hacer caso?

Algunos a la vida le llaman crisis

Lucas se monta en la canoa, que parte silenciosa río abajo. Sigue leyendo

Canarias Ahora vs Soria: Si es verdad ¿hasta cuándo?

 

Las dos orejas y el rabo.

Las dos orejas y el rabo.

En Canarias parece que la trama de influencias del vicepresidente del Gobierno de Canarias, José Manuel Soria, no tiene fin. La trama de influencias y su canguelo, pero esto lo añado yo de cosecha propia, pues como comprenderán no lo puedo comprobar. Lo de la trama de influencias, sin embargo, se comprueba día tras día, si no es en una esquina, en otra. Sigue leyendo

Consternación ininterrumpida: ¡Maldita raza!

No se en qué momento me convertí en algo que desconozco, en algo que no controlo. En algo a lo que no se dar respuesta y apenas atisbo una argumentación.

Sigue leyendo

Bolonia, los mossos y los foros

No tengo una opinión formada sobre el Plan Bolonia. No he leido suficiente al respecto, quizás por falta de tiempo o por desinterés. Más allá de intentar justificar mi ignorancia al respecto, vivo en la misma sociedad que represores y reprimidos. Que la policía y los ciudadanos. Cuerpos de seguridad ciudadana que crean más inseguridad y miedo de lo que fomentan la tranquilidad. No en todos los casos, obviamente, absurdo sería pensar en una sociedad sin el rol de poli, pero más absurdo aún es pensar en una sociedad en la que no se castiga al policía que comete excesos y además se muestra orgulloso. Sigue leyendo

Mejores días

Mi amigo el taxista nunca ha emigrado. Algunos familiares suyos sí. Él está enfadado, sin embargo, cuando hablan de que los emigrantes van en busca de mejores días, y no le falta un ápice de razón. Sigue leyendo

Vida dura

Hablemos de Ecuador. Sigue leyendo

A Bermejo lo sustituye un Gallego

Sólo un apunte.

A Bermejo lo sustituye un Gallego, vaya por Dios. Francisco Caamaño. Casualidad, destino, quién sabe, pero tan cerca de las elecciones de Galicia, reñiditas como presuponen, el PSOE inicia la huida hacia adelante ejecutando un plan de shock de reanimación para la candidatura socialista de Galicia. Un plan no premeditado, supongo, pero que la cacería ha puesto en bandeja. Y que, por otro lado, ha puesto en marcha la cacería.

Cacería, palabra latina proveniente de captiare, en uno de sus usos coloquiales significa adquirir con destreza algo que no se esperaba o difícil de lograr, y en este sentido el PSOE, de paso, ha salido en busca de algo que cazar en Galicia.

Mujer objeto en El Mundo

Noticia de portada del digital de El Mundo

Noticia de portada del digital de El Mundo

“Los hombres son capaces de transformar a las mujeres en objeto cuando las ven en bikini”. Con esta demoledora frase comienza una nota de Elmundo.es que se publica en su edición digital de estos momentos, pues decir de hoy sería un error, dado al saco roto que se han convertido estas en los últimos tiempos y en las que cabe de todo. Sigue leyendo

Deportados

He tenido la suerte de trabajar en procesos migratorios de varias regiones del mundo. Bueno, más que trabajar, preocuparme por ellos e informar, ya sea mediante reportajes, entrevistas o simples noticias. No es trabajar directamente con el proceso en sí, pero es tocar su entorno. Adentrarse, al menos un poco, en el desarrollo de los mismos. Ver historias de cerca. Palparlas. Olerlas. Y poder contarlas. Sigue leyendo

Sueños al mar

Es impresentable, indigesto, sumamente triste y altamente impactante ver desde fuera de Canarias el drama de la inmigración. También desde dentro. Ver como chocan contra nuestras costas, a veces de piedra, a veces de arena, el sueño de miles de personas. Ver como se ahogan, como rescatan frágiles cuerpos del mar, como se van a unas pocas millas o como no resisten a la travesía al paraiso que le pintaron en tierra, antes de partir.

La de ayer es una de las peores tragedias de la inmigración contemporánea. Ahora, que unas cuantas decenas de miles de canarios intentan regularizar sus papeles, en base a la Ley de Nietos, debiéramos recordar, una vez más, que nosotros fuimos emigrantes. Que seguimos emigrando. Que si la crisis continúa tendremos que emigrar, porque los que rechazan al inmigrante, así lo diseñaron. Que el mundo siempre emigró y tanto los animales como los humanos, seguiremos emigrando. Y que, como podrán comprobar, pues ahí están los datos, hay cientos de miles de descendientes de canarios en Venezuela, Cuba o Argentina, entre otras naciones.

Quisiera escuchar al presidente de Canarias diciendo aquello que dijo, y que no recuerdo literalmente, acerca de la presión que generan los que llegan en los centros de salud. Quisiera escucharlo hablar hoy, que no va a ganar votos con ello, decir aquello de oleada de inmigrantes. Podría ser oportunista por mi parte sacar esas declaraciones a colación ahora, hoy precisamente, pero es que a este tipo de políticos o se le pone delante su propia mierda o no lo se la comen.

Plumas de ganso para combatir el frío

Los gansos y el frio

Los gansos y el frío

¿Le gusta los edredones nórdicos?, No deje de leer esto. Sigue leyendo

Memoria histórica, derecho y necesidad

Un pasaporte. Una esperanza.

Un pasaporte. Una esperanza.

Una disposición de la Ley de Memoria Histórica permitirá que los nietos de emigrantes españoles, exiliados de la guerra civil y dictadura o no, puedan solicitar la nacionalidad española. Es una “ley de hijos, que se convierte en ley de nietos”, según me explicó la cónsul española de Guayaquil, Sofía Ruiz. Hasta aquí, todo perfecto. Sigue leyendo

Ratzinger ante la eutanasia y los bombardeos de Israel

Una nota breve.

No espero nada del discurso del Vaticano, ni siquiera coherencia. No espero ninguna

Ratzinger, el obstinado

Ratzinger, el obstinado

alegría, ni tristeza. Ni siquiera espero contradicción, ni aires medievales. Realmente, el obstinado y ultraconservador Ratzinger y toda su prole de comeostias, en el sentido literal y no peyorativa, no crean que he caido en pecado, me importan bien poco, si no nada. Lo que me molesta, irrita y enerva es su continua intromisión en temas que no le atañen. Y si lo hacen, que como digo me irrita pero es inevitable, debería ser con coherencia. Vamos a ver. ¿Cómo es posible que sobre el salvaje bombardeo que costó la vida a cientos de personas en la franja de Gaza estos bienvestidos dijeran que “negar la entrada de ayuda humanitaria en Gaza vulnera los derechos y la dignidad de las personas”?. Vulnera, ¿Qué tipo de término diplomático es vulnera? Viola, asesina; había otros, como podrán comprobar con darle una vueltita al imaginario de lo que es no tener ni ayuda humanitaria en plena guerra y con un bloqueo irracional.

Sin embargo, cuando habla de la eutanasia el tipo, el tal Ratzinger, se deja de tibiezas. Cuando habla del caso de Eluana Englaro, una italiana que lleva conectada a una máquina para poder vivir desde 1992 y pide que la dejen morir en paz, es “un abominable asesinato”. Lo de Israel no es abominable, sólo vulnera, daña o perjudica. No, oiga, mata, sí, mata a sangre fría. Peor que lo de Eulana, si cabe. Israel no daña, asesinó a cientos de personas. ¿Por qué no dejar decidir en paz y evitar las injerencias en las decisiones individuales?. Qué tibio es el Vaticano cuando quiere, cuando le interesa, sólo entonces es así, cuando no, es abominable.

La libertad de expresión en el fútbol

Kanouté celebra el gol como considera. Imagen de AFP.

Kanouté celebra el gol como considera. Imagen de AFP.

No soy jurista, ni pretendo serlo, pero hace días que le doy vueltas a la multa que le han impuesto al delantero del Sevilla Kanouté por, tras marcar un gol, celebrarlo alzándo la camiseta de su club y mostrando otra de apoyo al pueblo palestino. Amigos futboleros, más que yo, me dicen que es normal, porque el fútbol no entiende de política, argumento que pongo en duda. Es que no se ha relacionado al Real Madrid con Franco documentadamente. O es que Laporta no hace claras expresiones catalanistas a la par que dirige la nave del F.C. Barcelona. La liga no puede multar a Laporta por su apoyo al pueblo catalán, algo que no deseo desde luego.  O es que no suenan los himnos nacionales cuando comienza el partido de una selección. Himnos ligados a la política, sin duda. De todas formas, quizás algún jurista me lo pueda explicar: es que no está por encima el derecho fundamental a la libertad de expresión que cualquier norma que puedan poner en la Liga, por absurda que sea y al margen de la sociedad que esté.

Sin duda, quizás hayan cumplido las normas con la severa multa, pero desde luego que han quedado retratados, en la Liga, como permanentes residentes en un recinto feudal, en el que el cacique manda sobre todos los demás y estos sólo deben hacer aquello por lo que les pagan. Jugar al fútbol, como meros muñecos de futbolín. Nada más. ¿No puede un futbolista mostrar algo por lo que siente rabia porque pertenece a la Liga de Fútbol?. No digo que muestre una camiseta de apoyo a Hamas, sino al pueblo palestino, como hizo. Nadie es de nadie y en todo caso, sería el Sevilla F.C. el único que pudiera llamarle la atención, porque viste su camiseta y porque le paga.